Ahorro de energía y usted

Mucho se ha escuchado y hablado sobre el ahorro de energía hasta ahora. Pero la pregunta sigue siendo pervertida, ¿hemos hecho lo suficiente para conservar la energía? Echemos un vistazo a la comprensión del ahorro de energía y qué medidas se deben tomar para conservarla.

En palabras simples, el ahorro de energía significa reducir el consumo de energía en nuestra vida cotidiana. La energía, el medio ambiente y las personas están estrechamente relacionados entre sí. El consumo de energía ha aumentado enormemente en las últimas 3 décadas. En última instancia, la cubierta forestal actual es mucho menor que hace 3 décadas. El efecto neto es el aumento de la temperatura de este planeta que provoca cambios climáticos, el calentamiento global, el rápido derretimiento de los glaciares y los casquetes polares, el aumento del nivel del mar, etc.

Hay formas simples que podemos seguir para conservar energía, tales como:

o Apague las luces, televisores, computadoras y otras aplicaciones y aparatos eléctricos cuando no se requieran.

o Utilizar energía solar para secado, agua caliente, etc., siempre que sea posible.

o No guarde los electrodomésticos y las luces cuando no estén en uso.

o Use acondicionadores de aire escasamente. En lugar de acondicionadores de aire, use ventiladores siempre que sea posible.

o Utilizar lámparas fluorescentes compactas y bombillas para la iluminación.

o Evitar fugas de agua, vapor, aire comprimido y aceite.

o Plante árboles alrededor de sus casas y locales de trabajo para luchar contra el calentamiento global.

o Ahorre agua siempre que sea posible, especialmente en el lavado de automóviles y en el lavado de sus instalaciones todos los días.

El cambio climático no es un vago problema futuro: ya está dañando el planeta a un ritmo alarmante. Por lo tanto, si solo seguimos estos simples pasos discutidos anteriormente, podemos ayudar a conservar energía en mayor medida.

Deja un comentario