cariño te voy a poner caliente y se llevo.el ventilador

Hay un tema al que pienso que no se le presta la adecuada atención a lo largo de estos días: la ola de calor. No sé qué ocurre pero se sienten comentarios sobre esto, ¿no? Ayer, sin ir más allá, solamente salió el tema en veintisiete instantes diferentes. Prácticamente ni me enteré, vaya. Es que la multitud, por si no fuera suficiente con lo anterior con sufrirlo, se hace cargo de recordártelo cada poco rato por si las moscas. Y charlas con tu madre por teléfono y te lo recuerda. Y bajas con Arturo y su hijo Álvaro en el ascensor, y los dos lo hablan de. Y llegas al trabajo, y todos dejan en ese instante lo que hacen para proceder a recibirte y explicarte el mucho calor que logró ayer por la noche y de qué manera dormieron mal pues “no corría no algo de viento”. Y pones la tele, y ese señor al que tanta manía le he cogido, te ten en cuenta que a la ola de calor le quedan un par de semanas mucho más por lo menos. Y encima, lo malo de una ola de calor en pleno julio es que para en el momento en que salgamos ahora hemos entrado de lleno en la temporada en que este calor es habitual, tal es así que solaparemos la ola de calor con exactamente el mismo MAR de calor por sí solo, sin llegar a tener un respiro de aire limpio.

Preparación, de qué forma llevar a cabo arroz en el horno valenciano:

  1. Corta las rodajas de tocino en tiras.
  2. Coloca la paellera a fuego medio con algo de aceite de oliva, y en el momento en que esté ardiente tiene dentro el tocino adjuntado con las chuletas de cerdo y algo de sal, y deja que se cocinen y doren, van a tardar entre 5 y diez minutos. Sacar de la paellera con una espumadera para dejar el aceite y la grasa que quedó, y cocinar la patata.

    Dorando las chuletas de cerdo y el tocino

  3. Pela la patata y corta- la en rodajas, y dórala en la sartén por los dos lados, en 5 minutos las vas a tener listas. Reserva.

    Dorando las patatas

  4. Precalienta el horno a 250ºC, con ventilador arriba y abajo si es viable.
  5. Coloca el caldo a calentar en un cazo, en tanto que vamos a deber añadirlo a la paellera en el momento en que esté prácticamente hirviendo.
  6. En este momento pone en la paellera el arroz adjuntado con los garbanzos, las costillas, el tocino y las hojas de laurel y las ramitas de tomillo y romero. Remuévelo todo bien y deja que se cocine 5 minutos, a fin de que el arroz se empape del gusto que fueron dejando en la paellera el resto de elementos. Añadir algo de sal.

    Brinca el arroz con los elementos ahora cocinados

  7. encima de manera divertida las rodajas de patata, y asimismo las morcillas (puedes trocearlas un tanto para distribuirlas mejor), el tomate en rodajas y la cabeza de ajos en el centro, como puedes observar en la fotografía.

  8. Vuelca en el caldo ardiente el azafrán o colorante alimenticio, viertelo por toda la paellera y también introdúcela en el horno que habrá de estar ahora a 250ºC.

    <p id="caption-attachment-8241" arroz al horno

  9. Deja que se cocine 20 minutos. Tras este tiempo saca la paellera y déjala descansar por lo menos 5 minutos tapada con un paño o con papel de aluminio a fin de que se concluya de cocinar apropiadamente.

    Arroz al horno valenciano recién hecho

Contrariedad: simple

Prácticamente como por arte de birlibirloque, vas a ver que el arroz está a la perfección hecho, ni crudo ni pasado, y huele fenomenal. Sírvelo ardiente, inmediatamente después del reposo, para eso te invito a poner la paellera en nuestra mesa sobre un salvamanteles, y ahora ir sirviendo los platos a los comensales.

Es esencial que sirvas a cada uno de ellos algún trozo de patata, tomate y butifarra. Existe quien abre la cabeza de ajos y se los come de manera directa adjuntado con el resto de elementos, pero a mí en lo personal me chifla obtener todos y cada uno de los ajos de la cabeza una vez cocinados y elaborar con ellos un alioli de… ¡escándalo!

Deja un comentario